Nacionales
@saganews
Institucionales Nacionales Internacionales
     

Gracias al grupo de Post-cosecha de Granos de la EEA INTA Balcarce, la tecnología automatizada ya está disponible en la Argentina y se exportó a Italia.

El grupo de Post-cosecha de Granos de la EEA INTA Balcarce desarrolló y patentó un sistema de secado en silo a baja temperatura totalmente automatizado. Este sistema permite secar granos (ej. maíz) desde 22% de humedad hasta 14,5% final en aproximadamente 25-35 días, maximizando la calidad del grano y con una muy alta eficiencia energética.

Este sistema cuenta con un ventilador de alta capacidad, un calentador, una central meteorológica y un avanzado sistema de control que permite sacar el máximo provecho a las condiciones del aire para el secado del grano. El encendido del ventilador, del quemador y el incremento de temperatura necesario (usualmente entre 3 y 5°C sobre la temperatura ambiente) son calculadas en tiempo real. A su vez, el sistema está conectado a internet y permite su monitoreo y control a distancia, desde una PC o desde un teléfono móvil. Este desarrollo tecnológico en Argentina se ha probado en el secado de maíz, maíz pisingallo y soja, está siendo producido y comercializado por la empresa Relevar de Junín a través de un convenio con el INTA.

IMG_8197En la región de Piamonte, Italia, la producción de maíz tiene diversos problemas en la etapa de post-cosecha. Por un lado, los requisitos de calidad son muy exigentes, especialmente en lo que se refiere a inocuidad y en particular la presencia de micotoxinas. Demorar la cosecha para esperar que el cultivo se seque en el campo se relaciona con mayor riesgo de desarrollo de hongos y micotoxinas. Por ello, la cosecha anticipada (a 22% de humedad) y su posterior secado forman parte de un esquema de manejo para reducir esta problemática.

Un productor de 150-300Tn de maíz, si no cuenta con capacidad de secado propia, tiene serios problemas logísticos para la cosecha, además de tener que afrontar los costos de enviar al acopio la mercadería húmeda. Por otra parte el secado a alta temperatura consume, en comparación con el secado en silo a baja temperatura, mucha energía calórica (gas o gasoil típicamente), lo cual incrementa notablemente el costo del secado. Adicionalmente, los sistemas de secado a alta temperatura requieren mucho más caudal de aire que los sistemas de baja temperatura, con el consecuente incremento en la velocidad del aire y la emisión de polvo al ambiente, lo cual debido a regulaciones ambientales europeas, está penalizado.

Por los motivos expuestos la Universidad de Torino, a través del profesor Dr. Remigio Berruto, comenzó a buscar sistemas alternativos para ofrecer soluciones tecnológicas para el secado de granos. El INTA realizó los convenios pertinentes con la universidad y en el año 2013 se exportaron dos unidades de Italia para realizar pruebas que han tenido resultados totalmente exitosos. Una unidad de secado está ubicada en un establecimiento agrícola en las cercanías de Torino. El propietario Mario Tamagnone, tras dos años de prueba manifiesta que está totalmente satisfecho con la tecnología.

Silo Secador APA través de ella pudo lograr todos los objetivos planteados: mejorar la eficiencia energética del secado, reducir costos, eliminar la emisión de polvo, maximizar la calidad del grano y mejorar la logística de la operación. Los análisis de eficiencia de secado y de calidad de grano lo realizó la Universidad de Torino, destacando la calidad final del grano y la alta eficiencia energética del sistema.

Por otra parte, el productor destaca la facilidad de manejo del sistema y la posibilidad de monitorearlo y controlarlo a distancia, lo cual hace más fácil su trabajo y le permite ser más eficiente en el uso de su tiempo. En estos momentos está pensando en convertir sus otros silos en silos secadores para tener mayor capacidad de secado. Las perspectivas de esta tecnología argentina en Europa son muy importantes para los próximos años.

El escenario  en Argentina es igualmente promisorio. La demanda de los consumidores de alta calidad, trazabilidad y bajo impacto ambiental se traslada a los mercados internacionales transfiriendo esa demanda a los países exportadores como Argentina. Sumado al alto costo de la energía junto a otros factores ha despertado el interés de la industria local y de productores en el silo secador desarrollado por INTA quienes ya han instalado las primeras unidades..

 

* Artículo elaborado por el Ing. Agr. Diego De La Torre, del INTA EEA Balcarce, publicado en la revista “GRANOS, de la semilla al consumo, Post-cosecha Latinoamericana” en su última edición.

Fuente: Infocampo.com

Documento sin título
 
Capacitación ASAGA
Próximos eventos
inocuidad alimentaria

Publicaciones