¿Olvidó su usuario
o contraseña?
Internacionales
@saganews
Institucionales Nacionales Internacionales
     

Se destacan a nivel mundial JBS (segunda luedo de Nestlé), 3G Capital y BRF

La demanda china, un poder de compra nacional en alza y tierras y mano de obra baratas alentaron el crecimiento de conglomerados brasileños de la alimentación en el ámbito internacional, aunque se perfilan nubes en el horizonte.

3G Capital, el fondo de inversión del multimillonario brasileño Jorge Paulo Lemann, acaba de participar en la fusión entre los gigantes Heinz y Kraft Foods que se convertirá en la quinta empresa mundial del sector agroalimentario, especializada en condimentos, salchichas, quesos para untar y cafés solubles. Junto a su socio el multimillonario estadounidense Warren Buffett, el fondo posee un 51% del nuevo grupo.

A mediados de marzo, fue el grupo brasileño JBS, líder mundial de la carne, que se convirtió en la segunda empresa alimentaria del mundo después de Nestlé, gracias a una intensa estrategia de adquisiciones en el plano internacional.

Lo mismo para el mastodonte del pollo BRF, primer exportador mundial, que inauguró en noviembre una fábrica de u$s 141 millones en Abu Dabi. A pesar de perfiles diferentes, estos grupos tienen algo en común: "En ausencia de subsidios, como en Europa o Estados Unidos, tienen la obligación de ser eficaces, so pena de quedar fuera del mercado", subraya el jurista André Cutait de Arruda Sampaio.

"El bajo precio de la tierra y de la mano de obra constituyen importantes ventajas comparativas para el sector agrolimentario brasileño", completa la economista Maria de Albuquerque David, profesora de la Universidad estatal de Río (UERJ).

"Hace unas décadas, vivíamos en un Brasil con poca libertad, a raíz de la dictadura militar (1964-1985). Teníamos el 'complejo tupiniquim', el del amerindio que no sale demasiado de su playa. Pero con la democratización y el fin de la oposición este-oeste, se levantaron las barreras", dice el economista Gilberto Braga.

Jorge Paulo Lemann, el hombre más rico de Brasil, plantó las bases de su imperio en el mundo de la bebida: fruto de fusiones sucesivas, AB InBev posee hoy un 20% de la cerveza del planeta con marcas como Stella Artois, Corona o Budweiser. El fondo 3G Capital deglutió luego la cadena de comida rápida Burger King, el grupo Heinz y finalmente la cadena de cafeterías canadienses Tim Hortons. Las empresas controladas por los tres socios del fondo valen en total u$s 260.000 millones.

Estimulado por la demanda china de carne y de soja, de la cual Brasil es el segundo productor mundial, así como por el creciente poder de compra de los brasileños, el sector agroalimentario nacional logró importantes excedentes. "El agronegocio es dinámico porque juega en los dos tableros: Brasil y las exportaciones, dejando de lado el menos atractivo según los períodos", subraya Maria de Albuquerque David.

BRF exporta pollo a 110 países y posee otras 10 instalaciones industriales en la Argentina, Holanda y Reino Unido.

Nacido en una carnicería en el centro del país, el grupo JBS obtiene hoy 80% de sus ingresos en el extranjero, de Australia a Estados Unidos. Es propiedad en un 25% del BNDES, el banco estatal de fomento.

¿Corren el riesgo estos mastodontes de tener un destino a la Eike Batista, el magnate brasileño del petróleo que hace unos meses se declaró en quiebra? "No hay ningún riesgo. Batista era un vendedor de sueños, con proyectos inmaduros. En el sector agroalimentario hablamos de empresas establecidas desde hace tiempo, con experiencia y un profundo conocimiento de su mercado", asegura Gilberto Braga.

Pero hay otras amenazas. Endeudamiento elevado, economía brasileña morosa, declive de los precios de las materias primas, costo del transporte prohibitivo, inversiones costosas a raíz de las altas tasas de interés son otros tantos elementos que pueden frenar la máquina.

"Es un momento crítico, donde vamos a ver si son realmente buenos administradores", asegura Maria de Albuquerque David. "3G Capital hizo cortes drásticos en los gastos y racionalizó la producción. Quizás los gigantes de la carne harán la misma cosa".

JBS anunció a comienzos de marzo que no contempla nuevas adquisiciones en 2015.

Fuente: Ámbito Financiero

Otras Noticias

  • Descubrieron cómo convertir arena del desierto en tierra fértil para la siembra de cultivos

    Se trata de “NanoClay “, es una arcilla líquida que permite que los suelos áridos del desierto, se conviertan en un lugar óptimo para la siembra.

    Quienes crearon este producto, fueron científicos que la empresa Desert Control, fundada por el científico noruego Kristian Olesen. Desarrollaron esta tecnología llamada Liquid NanoClay “Nano Arcilla Líquida” (LNC) que combina las nanopartículas de arcilla y agua para transformarlas en un nuevo material.

    Los investigadores aseguran que la arena desértica tiene una baja capacidad de retención de líquidos, lo cual hace que sea prácticamente imposible cultivar.

    Cuando se mezcla con la arena del desierto, el LNC permite que el suelo arenoso retenga el agua haciendo del desierto un suelo fértil, según indican. Cambia completamente sus propiedades físicas.

    El proceso para transformar el suelo árido en fértil es “muy simple”. Según indican, “el componente se aplica en el sistema de irrigación común a lo largo del área que queramos tratar. El suelo con el nuevo componente conserva el agua como una esponja, creando una capa de 40 a 60 cm de tierra fértil”.

    “Este proceso no incorpora ningún agente químico. Puede convertir cualquier suelo arenoso de mala calidad en tierras agrícolas de alto rendimiento en sólo siete horas. El suelo requiere un retratamiento del 15%-20% después de cuatro o cinco años si la tierra está labrada y si no está labrada, el tratamiento dura más tiempo” indican desde la compañía.

    Realizaron a la vez, pruebas en el desierto de los Emiratos Arabes, una región que se necesita tres veces más agua para la irrigación en comparación con lugares de clima templado, el consumo de agua se redujo en un 50%, lo que garantiza el doble de la superficie de siembra con la misma cantidad de agua.

    “El costo del tratamiento por hectárea de desierto varía de $1,800-$9,500 (£1,300-£6,900) dependiendo del tamaño del proyecto, lo que actualmente lo hace demasiado caro para la mayoría de los agricultores” indicó uno de los investigadores y agregó que “la idea de la empresa es vender inicialmente la arcilla líquida a los gobiernos, para después continuar con el sector privado”.

    Fuente: Infocampo.com

  • China sigue los pasos de Argentina para la conservación de suelos

    Aplicarán un reglamento de prácticas agrícolas para frenar la erosión producida por la labranza y los cultivos extensivos en los suelos negros del noreste.

    (Xinhua) - Un reglamento para la conservación del suelo negro entrará en vigor el próximo 1 de julio en la provincia de Jilin, noreste de China.

    El documento legal, que también fija el 25 de junio como el Día de la Conservación del Suelo Negro de Jilin, especifica cómo controlar la pérdida del suelo, aumentar la densidad de materia orgánica y preservar la humedad y la fertilidad del suelo.

    "El reglamento llena un vacío legal y fortalecerá la protección del suelo negro", dijo Yu Ping, miembro de la Comisión de Asuntos Legislativos del Comité Permanente de la Asamblea Popular Provincial de Jilin.

    El suelo negro, que en China cubre las provincias de Heilongjiang, Liaoning y Jilin y parte de la región autónoma de Mongolia Interior, es una de las tres áreas de suelo negro más grandes del mundo.

    Debido a su alta densidad de materia orgánica, es muy adecuado para la agricultura. Sin embargo, los cultivos a largo plazo y el uso excesivo de fertilizantes han causado la degeneración de los suelos, amenazando el medio ambiente y la producción de granos.

    Estudios realizados en la zona dan cuenta de que el espesor del suelo ha disminuido drásticamente de más de 60 centímetros en 1950 a menos de 30 cm en la actualidad.

    Fuente: Clarín

     

    Documento sin título
     
    Capacitación ASAGA
    Próximos eventos

    inocuidad alimentaria


    Publicaciones